Reclamar no es de primeras agradable. Nosotros te ayudamos, haciendo el proceso más fácil. Pero aun así te recomendamos que tengas algo de paciencia para que los obstáculos no te hagan desistir.

  1. Comprueba que tu vuelo es reclamable
  2. Comprueba que tienes la documentación necesaria
  3. Primero validamos tu reclamación
  4. Intentamos llegar a un acuerdo amistoso
  5. Si no hay acuerdo amistoso, presentamos demanda
  6. Te ingresamos tu dinero

1. Comprueba que tu vuelo es reclamable

Lo primero que tienes que comprobar es que tu vuelo es reclamable. La forma más fácil de hacerlo es empezando el formulario de reclamación de vuelo por retraso, cancelación o equipaje.

Si has tenido una incidencia específica, puedes consultar estos artículos que te serán de ayuda:

Si tienes claro que lo que quieres es iniciar una reclamación, sigue alguno de estos enlaces para reclamar a una aerolínea:

Te haremos varias preguntas para entender tu problema, y al final te diremos si es reclamable. También te daremos una cantidad aproximada.

2. Comprueba que tienes la documentación necesaria

Es fundamental que incorpores toda la documentación que es necesaria para poder llevar la reclamación. Si tienes dudas sobre la documentación necesaria, consulta el siguiente artículo para orientarte.

Cuando creas una reclamación, tienes la oportunidad de aportar la documentación en el paso "Documentos".

Cuando pones tu reclamación, y después de terminarla desde tu área privada, tienes la oportunidad de subir los documentos. Si tienes cualquier duda sobre ese proceso, consulta los siguientes artículos:

Nota: debes aportar la documentación con buena calidad, para que sea legible.

3. Primero validamos tu reclamación

Una vez que tu vuelo es reclamable, y que nos has aportado toda la documentación necesaria, vemos si tu reclamación es válida.

En cualquier momento, a lo largo de ese proceso de validación, te informamos de si nos tienes que aportar algún documento más, o si hay que corregir alguno de los que has subido.

Recuerda que en todo momento podrás seguir cómo avanza tu reclamación desde tu área privada.

Te contamos los detalles en este artículo de ayuda.

4. Intentamos llegar a un acuerdo amistoso

Después de validar tu reclamación, damos los siguientes pasos:

  1. Envíamos un fax a la aerolínea, para intentar un acuerdo amistoso.
  2. Te informamos por mail de este intento de acuerdo amistoso.
  3. Certificamos la comunicación con la aerolínea a través de un certificado digital. Ésto es importante por si hace falta aportar la prueba en una demanda posterior.
  4. Solicitamos una cancelación de datos a la aerolínea.

Si llegamos a un acuerdo con la aerolínea, te informaremos sobre la cantidad que te corresponde. Este momento se conoce técnicamente como un Acuerdo Prejudicial.

Si no llegamos a un acuerdo amistoso, te informamos de que vamos a ir por la vía judicial, presentando una demanda. La fase juidicial siempre es la más pesada y lenta, y donde menos control tenemos para empujar la velocidad del proceso.

Recuerda que siempre te iremos informando por mail, y que podrás consultar en todo momento el estado de tu reclamación desde tu área privada.

Consejo: si la aerolínea te contacta para resolver el problema, es importante que nos lo comuniques.

5. Si no hay acuerdo amistoso, presentamos demanda

Si no llegamos a un acuerdo amistoso, tenemos que iniciar la vía judicial. Te informaremos en el momento en el que empecemos.

Un proceso judicial es algo tedioso, lento y donde perdemos un poco el control. Dependemos completamente de la actividad judicial de los juzgados.

Si el juez dicta sentencia favorable, significa que hemos ganado el caso. Te informaremos sobre la sentencia y sobre el dinero que vas a recibir.

Si el juez dicta sentencia desfavorable, significa que hemos perdido el caso. No se puede hacer nada contra una sentencia desfavorable.

6. Te ingresamos tu dinero

Tanto si se ha alcanzado acuerdo, como si finalmente es por sentencia a tu favor, contactaremos contigo para informarte sobre cómo recibirás el pago de tu indemnización.

Además, te enviaremos tu factura al correo electrónico y siempre podrás consultarla en tu área privada.