La falta de pago o retrasos continuados permite al trabajador presentar la baja voluntaria con derecho a indemnización de 20 días de salario por año trabajado con un máximo de 12 mensualidades.

Si el trabajador quiere continuar en la empresa puede reclamar las cantidades devengadas (las horas o servicios que ya has realizado) y no han sido abonadas.

Interponer una demandalaboral puede generar un conflicto adicional. Pero ese conflicto en ningún caso podría generar un despido, ya que si sucede eso sería un despido nulo.

Y un despido nulo conlleva la inmediata readmisión del empleado en su puesto de trabajo.