La papeleta de conciliación es el primer escrito que se debe redactar y presentar en una reclamación laboral. Con la presentación de la papeleta en el Servicio de Mediación y Arbitraje se consigue que la Administración cite a la empresa y al trabajador al acto de conciliación administrativa para que lleguen a un acuerdo amistoso. Si el trabajador y la empresa llegan a un acuerdo amistoso el procedimiento acaba en ese momento.

Redactar la papeleta, presentarla y acudir a la conciliación para llegar a un acuerdo es obligatorio y sin estos trámites no se puede presentar demanda en vía judicial.

Es importante redactar bien la papeleta, haciendo mención a todos los hechos jurídicamente relevantes del caso y señalar de manera expresa todos y cada una de los pedimentos que se quieran hacer a la empresa.

Si en la papeleta de conciliación olvidamos mencionar algún pedimento, no podremos incluirlo en la demanda, pues estaríamos causando indefensión a la empresa.