En este tipo de reclamaciones se pueden dar tres escenarios:

  1. Que ganemos el caso y condenen en costas al banco. En este caso nuestros honorarios y el resto de costes que genera el proceso los paga la entidad bancaria. Tú recibirás íntegramente la indemnización.
  2. Que ganemos el caso pero no haya condena en costas. Aquí te repercutiríamos nuestros honorarios (el 15% de la cantidad que recuperes más IVA) y los costes ajenos a nosotros (199€ más IVA).
  3. Que no ganemos el caso. No te cobraríamos nada. Ni honorarios ni gastos. Además asumimos el riesgo de que te condenen en costas si eres consumidor. Te indicaremos si este es tu caso en tu informe personalizado.

En los casos en los que lleguemos a un acuerdo con el banco, tendríamos que negociar si se hacen cargo de los honorarios y costes o no. En todo caso, la última palabra siempre va a ser tuya.

Nota: recuerda que la reclamación de los gastos de tu hipoteca no tienen caducidad. Es decir, puedes reclamarlos aunque hayan pasado más de cuatro años.