Orange, condenada a pagar a un cliente más de 600€ por daños y perjuicios

Orange, condenada a pagar a un cliente más de 600€ por daños y perjuicios

  • El juez considera que la operadora ha incumplido su oferta y ha obligado al usuario a contratar el servicio con otra compañía con una tarifa más cara.

  • El portal de reclamaciones a éxito, reclamador.es, interpuso una demanda en nombre de su cliente para obtener una justa compensación por los perjuicios causados.

  • Se trata de una sentencia muy significativa y pionera en España dado que un juez aprecia daño por el incumpliendo del contrato de una operadora, con independencia de la permanencia.

Madrid, 17 de junio de 2015 – El Juzgado de Primera Instancia de Vitoria-Gasteiz ha condenado a la compañía de telefonía móvil Orange al pago de 630,44€ por daños a uno de sus clientes. La sentencia dictada por el juez estima que la operadora causó un perjuicio al usuario al no dar de alta una línea móvil. Por el incidente, el cliente tuvo que cambiarse de compañía pagando una tarifa superior a la inicialmente pactada y además tuvo que adquirir un teléfono móvil. Además, la sentencia se considera pionera en esta materia porque es de las primeras resoluciones emitidas en España donde un juez concede indemnizaciones por daños sufridos por una operadora de telecomunicaciones, con independencia de la permanencia. Es decir, obliga a la operadora a resarcir el daño causado.

En primer lugar, la reclamación fue presentada por el usuario ante el Instituto Vasco de Consumo el 31 de octubre de 2014. En ella, el reclamante explicaba que al solicitar el cambio de operadora (de Orange a Euskaltel) Orange no respetó lo suscrito en el contrato que ambos tenían, lo que le ocasionó “perjuicios morales y materiales”, según se indica en la resolución.

El organismo de consumo anuló la permanencia del usuario con Orange, pero el usuario no satisfecho del todo con el laudo se puso en mano de reclamador parar exigir una indemnización. La plataforma, líder de reclamaciones online en España, presentó una demanda contra la operadora para obtener una justa compensación por los perjuicios causados.

En juez, en su fallo, considera que Orange ha incumplido con su oferta y ha obligado al cliente a contratar con otra operadora una tarifa más cara y a comprar un terminal, por lo que ha sufrido un “quebranto en su patrimonio” que debe ser indemnizado.

Reclamaciones a operadoras

En nuestro país, los motivos principales de las reclamaciones a operadoras son cargos erróneos, incumplimientos de ofertas comerciales, cobro de llamadas no realizadas, altas en servicios o productos no solicitados o publicitados de forma fraudulenta, envíos de facturas después de que los usuarios hayan solicitado la baja, penalizaciones abusivas por anular contratos antes de finalizar los compromisos de permanencia y retrasos en la tramitación de altas.

Los fraudes se dan en todas las operadoras, pero según los datos consultados por reclamador en el último informe presentado por la SETSI, referente a 2013, las compañías más reclamadas en función al número de abonados en telefonía fija en España fueron Orange en primer lugar, seguida de Jazztel y ONO. Si, por ejemplo, tenemos en cuenta la telefonía móvil, fue Vodafone la que aglutinó más reclamaciones ese año, por delante de Orange, Movistar y Yoigo.

En este sentido, Pablo Rabanal, CEO de reclamador, explica que “telecomunicaciones es un sector con alto desconocimiento por parte de los consumidores sobre cómo ejercitar sus derechos y con poca protección por parte de las autoridades. Por todo ello, esta sentencia es muy importante para todos los usuarios, ya que es de las primeras resoluciones en nuestro país donde un juez condena a una operadora como Orange por daños y perjuicios causados a un cliente. La guerra de precios de las operadoras ha provocado que se centren más en captar clientes de otras que en atenderles bien, y ya es hora de que alguien frene este tipo de abusos”.